Los meteoritos de Entrevías

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

No, no es un bosque del norte de España, es el parque Forestal de Entrevías, en Vallecas (Madrid).

Javier Rico

“¿Qué, a ver si cae algún meteorito por aquí?” “No, A ver Aves”. La respuesta fue más cortés, pero la pregunta fue tal cual. No es la primera vez que nos plantean la más peregrina cuestión cuando nos ven con prismáticos y telescopios a cuestas por zonas verdes de la ciudad de Madrid. Algún día las desmenuzaremos en este blog, pero lo que nos trae aquí ahora son las impresiones de la ruta ornitológica de chequeo del parque Forestal de Entrevías, en Vallecas (Madrid). Un parque que, por momentos, nos hizo creer que andábamos por un bosque allende cientos de kilómetros de la gran urbe madrileña, y no que formaba parte de ella. ¿Conocerán los colegios e institutos que lo rodean este “oasis”?

Realmente, el recorrido abarcó tres parques que se unen entre sí. Uno de ellos, en su extremo occidental, es el del Mirador de Entrevías, colindante con el barrio La Niña y con unas panorámicas de relieve sobre el meollo vial del Nudo Sur, pero con vistas que se pierden hasta la sierra. Lástima que la “boina” contaminada de Madrid entorpezca en ocasiones estas vistas. Aquí orientamos la mirada a parques cercanos (Lineal del Manzanares, Madrid Río y Tierno Galván), donde no faltan gaviotas, cormoranes, palomas torcaces y, con suerte, algunas garzas y rapaces. Ya aquí comprobamos que a los verdecillos les ha llegado su particular primavera, mostrando un repertorio de cantos desaforados.

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

El parque Soto de Entrevías ofrece un itinerario botánico con decenas de especies de árboles y arbustos.

Los trinos de los verdecillos y otros fringílidos (pinzones, verderones, jilgueros…) se mantienen en el tránsito de este parque al del Soto de Entrevías, este ubicado entre las cocheras de la EMT y el polideportivo. Lugar idóneo para que alumnos y alumnas aprendan a distinguir un tilo de un álamo blanco o una mata de tomillo de otra de romero, gracias a los paneles explicativos que completan un interesante itinerario botánico. Más difícil será dar con “los patos”, que dicen algunos habituales de estas sendas que se ven en unas charcas ahora secas. Eso sí, no faltará la compañía de carboneros (garrapinos y comunes), petirrojos y gorriones molineros.

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

El punto negro del parque: vertedero ilegal de escombros y basura de todo tipo.

Bajamos hacia la espesura del parque Forestal de Entrevías, no sin antes toparnos con una inmundicia más que, desgraciadamente, dará para otra pequeña clase, esta sobre residuos e impacto ambiental. Un vertedero ilegal crece en la parte más meridional del parque y afea el paso a uno de los rincones más subyugantes de esta zona verde: un inmenso bosque de pinos donde los senderos semejan pistas forestales y se viven momentos de inmersión natural completa. Es lugar seguro para agateadores, pitos reales y palomas torcaces, pero no sería extraño que rapaces forestales y nocturnas y trepadores le hagan alguna visita.

Nos faltó completar la inmensidad de las más de cien hectáreas del parque Forestal de Entrevías con un paseo por el de las Autonomías (más al sur) y el Lineal de Palomeras (al norte). Quedan para otro día y para otros coles e institutos, porque de momento, al pie de los ya recorridos, se levantan entre los primeros el José María Pereda, Liceo Cónsul, Trabenco, Francisco Ruano, Santa Rafaela María, Primero de Mayo, Giner de los Ríos, Padre Mariana y García Morente. Para guinda final tenemos al IES Arcipreste de Hita, situado a la entrada del parque. Es de esos centros en los que desde sus ventanas se tiene que ver de todo. Por citar alguno nombramos a compañeras de A ver Aves que aún no han salido en este repaso: abubilla, gorrión común, mirlo común, estornino negro, cotorra argentina, urraca y colirrojo tizón

Una vez más, un distrito urbano de Madrid, Puente de Vallecas, nos demostró que cuenta con aulas al aire libre de lo más variadas para disfrutar de la biodiversidad urbana (aunque también del impacto humano), yendo de la mano (mejor patas y alas) de las aves que moran en ella. Os esperamos para comenzar la primera clase.

Contacto: venteaveraves@gmail.com          /          617 47 80 17

Contacto: venteaveraves@gmail.com / 617 47 80 17

Anuncios

Acerca de Aver Aves

Enseñamos a niñ@s de coles e institutos de la Comunidad de Madrid a disfrutar con las aves y su entorno en zonas urbanas
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s